Publicado: Lun, Sep 29th, 2014

El Juez permite que el presunto asesino de Sonia pueda visitar a su hija

image_content_medium_652127_20130606024023

La familia materna ha recurrido el auto del juez al considerar que puede dañar psicológicamente a la menor. La Secretaria de Igualdad del PSM, Carmen Toledano, considera indignante la decisión del juez

El Juez del Juzgado de Instrucción nº 2 de Aranjuez ha decidido otorgar el regímen de visitas al presunto asesino de Sonia Esteban y padre de la hija que ambos tenían en común, a pesar de que inicialmente el juez de Aranjuez consideró perjudicial para el futuro desarrollo de la menor el contacto con su progenitor, al que le retiró la patria potestad y la guarda y custodia.

Según el auto al que ha tenido acceso MÁS, el juez justifica su decisión en el informe favorable emitido por el equipo psicosocial del juzgado. Este informe «recomienda» las visitas y afirma que «en el momento actual es lo más beneficioso para la pequeña» pese a que la psicóloga y siquiatra que atienden a la niña son contrarias.

El juez permite al preso salir custodiado de la cartel para que pueda ver a la niña, unas visitas que serán mensuales y supervisadas en el punto de encuentro, con una duración de cuatro horas y con la presencia en las tres primeras de los abuelos paternos. El auto, añade, que el padre no podrá manipular a la menor, que no podrá cuestionar o descalificar a la familia materna que es la que está ejerciendo la custodia y la patria potestad, que no le puede crear expectativas sobre volver a vivir juntos y que sólo podrá hablar con la niña del colegio y de sus actividades diarias.

El pasado viernes se llevó a cabo la primera visita y duró dos  por problemas de tiempo en el punto de encuentro. La familia materna, que ejerce la patria potestad y la custodia de la menor, ha recurrido la decisión del juez ante la Audiencia provincial de Madrid.

Raúl Romero Peña es un guardia civil que presuntamente mató a su esposa el diez de marzo de 2013 en Aranjuez. Simuló que fue un suicidio. Esa noche llamó a la Policía para alertar de que su mujer yacía en la cama con un disparo en la cabeza. Contó que el estaba en el salón y que escuchó una detonación en el dormitorio. La hija de ambos, que tenía tres años entonces, estaba en la casa. Romero Peña alegó que su mujer se había quitado la vida con su arma reglamentaria por problemas de depresión. Pero la policía no le creyó. Fue detenido tres meses más tarde e ingresó en prisión el seis de junio del año pasado. En sus autos, el juez apunta que la mató porque ella decidió separarse de él. Todavía no se ha celebrado el juicio.

El PSOE lo considera indignante

La secretaria de Igualdad del PSM y diputada socialista, Carmen Toledano, considera indignante la decisión de un juez de Aranjuez para que un preso, presunto asesino de su mujer, acceda a un régimen de visitas para ver a su hija menor de cuatro años.

“Es una auténtica indignación que no se tengan en cuenta los derechos de la menor”, apunta Toledano, que se pregunta cómo es posible que una persona  que está en prisión preventiva por presunto asesinato pueda ver a su hija menor de cuatro años.

Ante todo, destaca, “hay que pensar en el bienestar físico y emocional de los menores, que además en situaciones de violencia de género, también son considerados víctimas, por lo que desde ese punto de vista, hay que considerar que la Legislación, tanto estatal como autonómica, los ampara”.

En opinión de Toledano, el Juez debería modificar la decisión adoptada para garantizar en la medida de lo posible la integridad psicológica y el bienestar de la menor de cuatro años.

Por su parte, la secretaria de Igualdad de la Comisión Ejecutiva Local del PSOE en Aranjuez, Julia Esteban Escamilla, ha mostrado el rechazo de todos los socialistas ribereños a la decisión de un juzgado de Aranjuez.

Es una decisión indignante, que vulnera los derechos de una menor y que concede privilegios al presunto autor de un delito de violencia machista”, ha dicho Esteban, recordando que tanto la legislación estatal como autonómica ampara a los menores, que también son considerados víctimas de la violencia de género.
Los socialistas ribereños han destacado que, con esta decisión judicial, no se garantiza ni la integridad psicológica y ni el bienestar de la menor de cuatro años.
Además, ha resaltado la situación de inseguridad física y psicológica que puede suponer para la menor asistir a un Punto de Encuentro para encontrarse con el presunto asesino de su madre.
“No es admisible que la Administración no vele por la seguridad e integridad de esta menor, y la exponga a un régimen de visitas que bajo todo punto de vista, puede suponerle un grave trastorno emocional”, ha dicho la responsable de Igualdad del PSOE ribereño.

 

FLEX Tien21 marzo MARIA ROSA

Sobre el Autor

avatar
Mostrando 1 Comentario
Danos tu opinión
  1. avatar Ribereño dice:

    Despreciable lo que ha hecho este juez y los «sicólogos». Ya me imagino la conversación entre padre e «hija».

    – Papá, ¿dónde está mamá?
    GC – En el cielo, Papá la ha mandado al cielo hija
    – ¿y cómo?
    Gc – Cuando seas mayor te lo cuento…

    Realmente alucinante…

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estos tags HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

KIA LITTERATOR LOHADE TAHONA PATRICIO POSTAS