Publicado: vie, Mar 1st, 2019

El Consejo de Gobierno de la URJC aprueba el Plan de Reordenación Académica

Comparte
Tags

Lo hizo ante las protestas de los estudiantes y a pesar de la moción presentada a Pleno por la alcaldesa, Cristina Moreno, para tratar de paralizar la decisión

[ Redacción. MÁS ] El pleno de la Corporación aprobó el pasado jueves, con los votos a favor de PSOE, Aranjuez Ahora, InPar y la concejala no adscrita, Mónica García, exigir al rector de la Universidad Rey Juan Carlos, Javier Ramos, la paralización de la reordenación académica planteada para el campus de Aranjuez mientras no contase con el apoyo de trabajadores, estudiantes y el Ayuntamiento de Aranjuez. La propuesta exigía que todos los estudiantes tuviesen garantías de que podrían comenzar y terminar sus estudios en el campus de Aranjuez y que se garantizase, en todos sus términos, el empleo público en el campus ribereño. En la moción, además, se instaba también al rector a constituir y convocar de inmediato la comisión paritaria a que se comprometió la semana pasada con la alcaldesa, Cristina Moreno, y en la que se debería definir el plan estratégico del futuro universitario en Aranjuez. Moreno afirmaba que “sabemos que la universidad tiene autonomía para organizar su institución, pero nosotros tenemos la obligación, como representantes de nuestros vecinos, de defender los intereses de Aranjuez”. La propuesta presentada por la alcaldesa recogía también la exigencia de que ese plan estratégico garantizase el cumplimiento de las promesas del rector, en las que se aludía a una especialización del campus y a la creación de una gran Facultad de Artes y Humanidades, que se plantea como objetivo alcanzar la cifra de 5.000 alumnos en un plazo de cuatro años. Moreno lamentó que “una vez más, los grupos de la derecha, en este caso el PP, Ciudadanos y ACIPA, hayan vuelto a ponerse de perfil en la defensa de los intereses de Aranjuez, con el único objetivo de intentar dañar al Gobierno”. Sin embargo, esta resolución no se hará efectiva ya que el Consejo de Gobierno de la Universidad Rey Juan Carlos aprobó el pasado viernes el nuevo Plan de Reordenación Académica que contempla la extinción paulatina de seis titulaciones en el campus de Aranjuez a partir del próximo curso. A pesar de las protestas de los estudiantes, que bloquearon incluso las puertas de acceso al rectorado para impedir la votación del Consejo de Gobierno, y de la resolución aprobada en el Pleno el pasado jueves por urgencia, los consejeros, que entraron por los pasillos subterráneos de otros edificios anexos, aprobaron la reordenación con solo dos votos en contra y con la ausencia de los consejeros representantes de los estudiantes, una decisión que provocará que los estudiantes intenten impugnar la votación a pesar que desde la Universidad se afirma que la reunión se celebró con el ‘cuorum’ suficiente.

“No afecta a la demanda”

Desde la Universidad afirman que “el plan pretende racionalizar la oferta adaptándose a la demanda de cada campus y, en el caso de Aranjuez, hemos detectado una disminución considerable en las peticiones de plaza en estas titulaciones por lo que, para racionalizar también el gasto, hemos apostado porque se dejen de ofrecer en Aranjuez”. Esta decisión se ha tomado para, aseguran, que “no se produzcan duplicaciones” ya que los grados que se suprimen en Aranjuez “se imparten en otros campus”. Además, sostienen, lo que no podrán los alumnos es matricularse de primer año pero, aseguran, que los que ya han iniciado sus carreras en el Real Sitio podrán terminarlas allí. Desde la Universidad reconocen el “recorte de plazas” aunque aseguran que “no supondrá un problema” porque “ningún alumno va a tener menos opciones de estudiar estas titulaciones porque hasta ahora la oferta ha sido y sigue siendo mayor a la demanda”. Como argumento esgrimen que “en Administración de Empresas, por ejemplo, se han ofertado este año 50 plazas en Aranjuez y solo se han ocupado 38”.

“Falta de acción”

Desde el Partido Popular de Aranjuez han criticado que Moreno “no moviese un solo dedo para personarse ante el Consejo de Gobierno en el que se iba a adoptar, y finalmente se adoptó, la tan nefasta decisión para Aranjuez”. La portavoz del grupo, María José Martínez, argumentó su voto en contra de la moción presentada por la alcaldes de Aranjuez porque estaba “llena de contradicciones y de medidas de todo punto ineficaces, que sólo llevaban a mirar para otro lado y a ganar tiempo para no se sabe qué”. Martínez ha manifestado que “tanta ineficacia y desinterés no sólo radica en su falta de acción sino en que, además, se ha reafirmado en su seguidismo de un Plan de Ordenación Docente que tiende a una limitadora especialización del campus de Aranjuez”. La portavoz de los populares sostiene que “esa especialización es precisamente la que provoca un recorte brutal en la oferta universitaria de nuestra ciudad a partir del próximo curso y mucho nos tememos que no parará ahí en un futuro próximo”. Ante estas acusaciones, la concejal delegada de Universidad en el Ayuntamiento, Lucía Megía, ha exigido al PP que deje “de hacer electoralismo con la situación que está viviendo el campus ribereño de la URJC y se ponga de una vez al frente de los intereses de Aranjuez”. Según Megía, “la posición política del PP es lamentable como obscena”, y ha criticado “las piruetas políticas que hacen María José Martínez y su grupo político para intentar socavar la imagen del Gobierno en un asunto que es fundamental para el futuro de Aranjuez”. Desde el PSOE, además, han criticado “la posición adoptada por el PP en defensa del anterior rector de la URJC, Fernando Suárez, poniéndose de parte de los másteres tramposos de Cristina Cifuentes y Pablo Casado y nunca de parte de Aranjuez y de su futuro”.

Fundación Felipe II

Desde Aranjuez Ahora han exigido tanto a PP como a PSOE “que aclaren si la Fundación universitaria de Aranjuez está o no en proceso de disolución y cuál ha sido y es el papel del Ayuntamiento como patrono de esta Fundación”. Desde la candidatura ciudadana, además, reclaman “una intervención directa del Ayuntamiento en el marco de ese Patronato para evitar la reorganización de estudios que la URJC ha aprobado en su reciente Consejo de Gobierno. La Fundación Felipe II, titular aún del Centro Universitario adscrito a la Rey Juan Carlos, contempla en sus estatutos un gobierno paritario entre Consistorio y Universidad que habría de aprobar cualquier modificación en la oferta universitaria de nuestra ciudad”. Esto, afirman, “determinaría una obligación por parte del Ayuntamiento de hacer todo lo posible por que no se aplique el recorte de titulaciones y oferta de grados que planea la URJC en su plan docente para el curso que viene, un recorte que confirman los propios presupuestos de la Comunidad de Madrid”. En el grupo en la oposición sostienen que los presupuestos de la Comunidad de Madrid evidencian, con una partida de 220.000 euros, que el Patronato aún seguiría existiendo “aunque con un plazo muy exiguo pero todavía sería posible que el Ayuntamiento tomase las riendas de la Fundación Felipe II para oponerse frontalmente a la extinción de los títulos universitarios que plantea la URJC, hacer valer su posición de patrono fundamental y obligar a la Rey Juan Carlos a cumplir con sus compromisos y su apuesta por el campus de Aranjuez”. Desde el Gobierno municipal han dado respuesta a la candidatura ciudadana afirmando que tienen un “desconocimiento absoluto al exigir que sea el Ayuntamiento de Aranjuez quien tenga la última palabra sobre el futuro de la universidad en la ciudad, ignorando que la universidad tiene autonomía plena para tomar sus decisiones”. Lucía Megía ha aclarado que el patronato de la Fundación Felipe II nació a finales de los 90 “para encauzar el proyecto universitario de Aranjuez, que no era un campus como tal sino un Centro de Estudios Superiores, cuyas titulaciones estaban avaladas por la Universidad Complutense”. La Rey Juan Carlos lo asumió con el compromiso de que ese centro se convirtiera en campus propio de la universidad, por lo que “el patronato solo gestiona ya los restos de esa fundación, condenada a extinguirse desde el momento en que hay una universidad pública que asume la financiación y la parte académica del campus de Aranjuez”. Megía ha señalado que “en definitiva, podemos decir que los concejales de Aranjuez Ahora han pasado por el ayuntamiento durante cuatro años, pero que el ayuntamiento apenas ha pasado por ellos”.

Sobre el Autor

avatar

- Diseñador gráfico del Semanario MÁS.

Deja un comentario

XHTML: Puedes usar estos tags HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

BANNER